Aunque no sabe si podrá ser candidato, Rafael Correa inició su campaña electoral en Twitter

 Aunque no sabe si podrá ser candidato, Rafael Correa inició su campaña electoral en Twitter
Digiqole ad

El expresidente Rafael Correa está en campaña. Él no sabe si podrá ser candidato –sea para la Vicepresidencia o asambleísta–, pero lleva semanas pidiendo el voto desde su cuenta de Twitter y hasta en Cancún, México, donde esta semana participó en un evento, grabó un video promocionando “todito 5”.

Dos días después de haber sido llamado a juicio junto a 20 exfuncionarios y empresarios por cohecho, dentro del caso Sobornos 2012-2016, colgó un video diciendo que “todo es una gran farsa” y llamando “a votar” por la lista 5. Eso fue el 5 de enero pasado y desde entonces su timeline se ha llenado del mensaje “tu voto es la mejor arma” –más de 60 tuits–, además de “recuperaremos la Patria”, “venceremos, sin odio, pero con memoria”. Y toda noticia sobre salud, educación, economía… le da pie a pedir el voto.

Sea o no sea candidato, sus bases –ahora agrupadas en el movimiento político Fuerza Compromiso Social que fundó Iván Espinel, sentenciado a diez años por lavado de activos– se vuelven a organizar para participar en los comicios generales del 2021.

Analistas consideran que la estrategia del correísmo va más allá de la Presidencia: busca captar la Asamblea Nacional.

El asambleísta de la bancada correísta, Pabel Muñoz, apostó en una entrevista que ellos entrarán a la segunda vuelta electoral. Algo que los analistas también lo consideran viable.

Santiago Basabe, catedrático de la Flacso, ve “muy probable” que entren a una segunda vuelta, pues cuantifica que el voto duro correísta está entre el 15 % y 20 % del electorado, y que eso les permitiría pasar a disputar la Presidencia de la República, pero no ganarla, porque ahí “las fuerzas se van a orientar al voto anticorrea”.

“Con la dispersión del voto que va a haber le alcanza para una segunda vuelta”, así “halar hacia la Legislatura y tener un bloque más consolidado”.

La Asamblea, considera, “va a ser un arma de presión fundamental. Yo creo que la Revolución Ciudadana va a operar políticamente como el PRE en los años 90, cuando querían los votos del PRE en la Asamblea, ¿qué pedía el PRE? El retorno de (Abdalá) Bucaram. En este caso se empieza a configurar un escenario similar”.

El analista político Olmedo Farfán estima que el correísmo tiene el 22 % de intención de voto, el cual ve muy difícil que decaiga si la estrategia correísta sigue su marcha.

Farfán indica que en la mira están la Asamblea y Presidencia, con mayor opción la primera. “Van a un control total porque saben que no hay un partido fuerte de oposición”. Cree que captarán mayor electorado a través de alianzas con movimientos sociales, personas con discapacidad, desempleados, grupos LGBTI, estudiantes y migrantes.

“Los correístas podrían fácilmente retornar. No digamos que puedan ganar, pero tienen probabilidades, todo depende de quien sea candidato de la otra parte”.

Cumbre de Cancún fue un espacio de ‘reencuentro’

La Cumbre de Comunicación Política que se desarrolló en Cancún, México, fue la ocasión para que varios ‘cuadros’ del correísmo se reencuentren, según se puede observar en las fotos de las redes sociales.

El exmandatario Rafael Correa y la legisladora de la Revolución Ciudadana Marcela Holguín fueron oradores.

Y entre el público estaban la exgobernadora de Esmeraldas Paola Cabezas y la parlamentaria andina Pamela Aguirre.

Además, Edwin Jarrín, exvocal del Consejo de Participación Ciudadana. Él es esposo de la legisladora Soledad Buendía, quien pidió asilo en México para ambos tras las protestas de octubre pasado.

Vanessa Freire, directora de Fuerza Compromiso Social, partido que acogió a los correístas, también asistió. En un video junto a ella, Correa aclara que su participación fue costeada por la Cumbre. (I)

Fuente: El Universo

Digiqole ad

0 Reviews

Artículos relacionados

Leave a Reply