¿Cuál es el escenario para Guayaquil tras decisión gubernamental de abandonar uso de mascarillas? Epidemiólogo e intensivistas dan sus criterios

 ¿Cuál es el escenario para Guayaquil tras decisión gubernamental de abandonar uso de mascarillas? Epidemiólogo e intensivistas dan sus criterios

En la calle se podrá dejar de usar la mascarilla, según resolvió el COE. Foto: Ronald Cedeño. Foto: El Universo

Digiqole ad

El doctor Carlos Farhat, epidemiólogo del Municipio de Guayaquil, indicó que no hay que dejar de lado los cuidados de bioseguridad.

El anuncio del Gobierno de que ya no es obligatorio el uso de la mascarilla en espacios abiertos y cerrados crea un nuevo escenario en el país.

Aunque ya desde la mañana de este miércoles había trascendido la decisión, no se esperaba que esta incluya a los espacios cerrados.

Médicos de primera línea de la atención en la pandemia en Guayaquil explicaron que sí se evidencia un control del virus en la urbe y que la eliminación del uso de mascarillas en espacios abiertos es buena; sin embargo, rechazaron el hecho de que también lo sea en espacios cerrados.

El médico epidemiólogo Carlos Farhat, coordinador técnico de la Dirección de Salud del Municipio de Guayaquil, explicó a diario El Universo, medio de donde tomamos esta información, que en cuanto a cifras este es el mejor momento de la pandemia desde que se inició, en marzo del 2020.

El médico epidemiólogo Carlos Farhat explicó que se está en una fase endémica y que están controlados los contagios, evidentemente, por la vacunación. Foto: Jazmín Solís.

Según el informe epidemiológico, la incidencia de contagios es de 0,5 casos positivos por cada 10.000 habitantes, ningún fallecido en los últimos quince días y ningún paciente en unidades de cuidados intensivos (UCI) por COVID-19.

Él explicó que se está en una fase endémica y que están controlados los contagios, evidentemente, por la vacunación. No obstante, el equipo de Salud del Municipio seguirá vigilante a las cifras para analizar si con estas medidas se mantienen los casos a la baja o si empiezan a subir, a fin de tomar acciones de inmediato.

“Estoy de acuerdo, para que demos el primer paso (retiro de mascarilla en lugares abiertos) para una vida aparentemente normal. Es ahora o nunca. Pero sí damos sugerencias: quienes tengan en su casa algún familiar enfermo, adulto mayor o alguien de riesgo, deben seguir usando la mascarilla todo el tiempo para evitar al mínimo un contagio”, explicó Farhat, quien también es director de la Mesa Técnica de Salud del COE cantonal.

Añadió que el éxito de esta nueva etapa es que las autoridades sean claras en que la ciudadanía debe seguirse cuidando; que, en la medida de lo posible, sigan los controles del uso de la mascarilla por parte de propietarios de locales, planteles y sitios cerrados.

“Cada uno es responsable de su propia salud; no deberíamos ya estar exigiendo a la persona que haga tal o cual cosa para cuidarse. Además, representantes de comercios, establecimientos, oficinas aquí en Guayaquil sí deberían seguir exigiendo que se use la mascarilla. Solo debería ser en espacios abiertos”, comentó.

Ayer, durante el anuncio gubernamental, se indicó que ya no era obligatorio el uso del tapabocas en espacios abiertos y cerrados; aunque luego, en la resolución del Comité de Operaciones de Emergencia (COE), se conoció que el uso seguirá siendo obligatorio en hospitales y centros de salud, y se aconseja su utilización en ciertos lugares cerrados.

Médicos especialistas coincidieron con Farhat en que los lugares cerrados son los sitios más propensos a facilitar el contagio del virus, debido a la expulsión de aerosoles en espacios reducidos, por lo que temen que esta medida tomada por el Gobierno esta tarde pueda generar nuevos contagios en las próximas semanas.

Para el médico intensivista Alberto Campodónico, del equipo del hospital Clínica Kennedy Alborada, esta es una medida apresurada ante el comportamiento ya evidenciado de la comunidad.

“Considero que dentro de unos tres meses estaría bien, porque habría más personas inmunizadas; pero en este momento es complejo, ya que muchos se confunden y ya no van a querer usar para nada esta medida de bioseguridad; peor: sin ningún tipo de distanciamiento, y empezarán otra vez los contagios”, explicó.

Asimismo, el doctor Orlando Pin, del equipo de médicos del Onmihospital, indicó que es necesario usar la mascarilla en espacios cerrados de forma obligatoria hasta completar el 85 % de la tercera dosis en toda la población.

“Las defensas con las vacunas actuales caen a partir del quinto o sexto mes. La ciudadanía que no ha acudido a vacunarse: que lo haga o se pongan los refuerzos respectivos, para evitar la enfermedad grave si llegara otra variante y existiera algún otro repunte de casos”, indicó. (I)

Fuente: El Universo Ec

Digiqole ad
Avatar

Rafaela Mera

Artículos relacionados